Infecciones de Transmisión Sexual

Preguntas frecuentes sobre las Infecciones de Transmisión Sexual

Tiempo de lectura: 5 min
¿Cómo se transmiten las infecciones de transmisión sexual?

Las ITS se transmiten, principalmente, en las relaciones sexuales con penetración (ya sea vaginal, anal, así como, por relaciones exclusivamente de sexo oral). Además, algunas de estas infecciones pueden transmitirse también por contacto sexual sin necesidad de penetración (por contacto piel/mucosa con piel/mucosa); compartir juguetes o material utilizado durante las relaciones sexuales y de madre a hijo, si una mujer está infectada o se infecta durante el embarazo (a esto se le llama transmisión vertical)

¿Qué puedo hacer para prevenir las infecciones de transmisión sexual?

El contagio de muchas ITS puede prevenirse utilizando un método barrera (preservativos masculino y femenino o bandas de  látex) durante las relaciones sexuales, esto incluye también las relaciones de sexo oral.

Algunas ITS frecuentes, como el virus del papiloma o el herpes genital, se contagian por contacto piel con piel por lo que el preservativo no aporta una protección completa.  Sin embargo está demostrado que el uso de un método barrera disminuye de forma muy importante el contagio también de estas infecciones.

Otros medidas útiles para reducir el riesgo de contagio de ITS son: limitar el número de parejas sexuales; evitar mantener relaciones sexuales con parejas anónimas o desconocidas; evitar mantener relaciones sexuales bajo el efecto de algunas drogas; no compartir material que pinche o corte (jeringas, agujas, cuchillas de afeitar..) con otras personas; utilizar material desechable o esterilizado para perforar la piel (tatuajes o piercing); no compartir juguetes sexuales si no han sido esterilizados o se cubren con un preservativo antes de cada uso; vacunarse frente a algunas ITS: VHA, VHB y VPH.

¿Cuáles son los síntomas de las infecciones de transmisión sexual?

Muchas personas que tienen una infección de transmisión sexual no tienen ningún síntoma o bien son síntomas muy leves. En general, las ITS pasan más frecuentemente inadvertidas en las mujeres (tienen menos síntomas). Por este motivo, a menudo las ITS en las mujeres se diagnostican más tarde.

A veces los síntomas sospechosos de una ITS aparecen  días o meses después del contagio: aparición de úlceras en los genitales, la zona perianal o la boca y así mismo, la aparición de adenopatías (ganglios inflamados en forma de un bulto que puede o no ser doloroso) en las ingles debe hacernos sospechas una ITS; en mujeres, secreción vaginal espesa o maloliente, escozor o dolor al orinar o con las relaciones sexuales; en hombres, secreción purulenta (con  aspecto de pus) por la uretra, el dolor o escozor al orinar debe hacernos sospechar una ITS. En las personas que tienen relaciones sexuales anales el dolor rectal o la secreción de pus, moco o sangrado rectal debe también hacernos sospechas una ITS.

¿Qué tengo que hacer si tengo uno de estos síntomas?

Si crees que puedes presentar alguna de estas infecciones debes consultarlo en tu centro de Salud con tu médico de atención primaria. También puedes consultar las ITS menos graves como son las verrugas genitales o condilomas, los episodios de repetición de herpes genital, las tricomonas, la pediculosis o la sarna de forma programada (solicitando visita previa) en las consultas de Dermatología o Ginecología.

En el caso de Cataluña existen centros de referencia especializados en tratamientos de las infecciones de transmisión sexual. Puedes consultar la lista y su localización en el mapa interactivo.

¿Cómo se pueden detectar las infecciones de transmisión sexual?

La mayoría de las pruebas que se realizan para diagnosticar una ITS son rápidas, sencillas y no dolorosas.  Algunas ITS pueden  diagnosticarse sin necesidad de realizar ninguna prueba, simplemente con la exploración física.

Una analítica de sangre o una muestra de orina, fluidos o células de la mucosa genital/oral/anal puede ser útil para diagnosticar la mayoría de las ITS.

¿Las infecciones se transmiten si se está teniendo la regla?

Sí, en cualquier momento del ciclo de una mujer puede contagiar o infectarse de una ITS.

¿Si un chico o una chica me dicen que no tienen ninguna infección, puedo tener la seguridad de que es cierto?

Por el aspecto físico externo no podemos saber si tiene una persona tiene o no una infección y como hemos comentado, muchas ITS producen muy poca sintomatología por lo que a menudo las personas infectadas desconocen estarlo.

¿Hay infecciones de transmisión sexual que afecten a un solo sexo?

No, aunque algunas infecciones pueden ser más frecuentes o producir más síntomas en hombres o mujeres, todas pueden afectar a ambos sexos.

¿La infección por VIH/SIDA es la única infección de transmisión sexual crónica?

No. Hay otras infecciones que también pueden cronificarse como son la hepatitis B o C, el herpes genital o el virus del papiloma.

¿Si no hay eyaculación, también se pueden contraer o transmitir las infecciones de transmisión sexual? ¿Con el líquido que desprende el pene antes de eyacular también se puede contraer o transmitir una infección de transmisión sexual?

Sí, siempre que haya un contacto entre la sangre, el semen o el flujo vaginal se puede contraer o transmitir una infección de transmisión sexual. El líquido que desprende el pene antes de la eyaculación también puede ser un medio por el cual se transmitan infecciones.

¿Si llevo los genitales rapados, es posible coger cabras ("ladillas")?

Sí, ya que estos parásitos se pueden reproducir en las raíces del pelo. Además el afeitado de los genitales favorece la diseminación de algunas ITS como son las verrugas genitales

¿Qué peligro puede tener llevar un "piercing" o un tatuaje con respecto al contagio o a la transmisión de infecciones de transmisión sexual?

Las ITS que se transmiten por la sangre pueden también transmitirse en una colocación de un piercing, un tatuaje o en cualquier tipo de intervención que no se realice con todas las medidas higiénicas necesarias.  Si quieres hacerte uno, debes ser consciente de cuáles son estos riesgos y hacerlo con las máximas normas de seguridad.

¿Qué debo hacer si estoy embarazada y mi pareja sexual tiene una infección de transmisión sexual?

Debes consultar con tu ginecólogo lo antes posible para descartar la infección y valorar si puede ser necesario algún tratamiento. En el caso de que no se trate de un diagnóstico inmediato, es recomendable no tener relaciones hasta que el especialista lo indique.

Existen tratamientos para prevenir la infección por el VIH o por el virus de la Hepatitis B si se administran en las horas siguientes al contacto de riesgo con la persona infectada (pueden ser eficaces hasta 3 días más tarde). Estos tratamientos también pueden administrarse durante el embarazo.

En caso de pareja sexual infectada por el VIH, se recomienda el uso de preservativo durante todo el embarazo, incluso aunque la persona infectada realice tratamiento antirretroviral y tenga una carga viral controlada. El embarazo es una situación de especial riesgo de contagio, y puede conllevar un alto riesgo de trasmisión al bebé.

¿Tienes otra pregunta más?

Si tienes otra pregunta que no ha sido respondida en esta página, no dudes en comentárnosla y un profesional le dará respuesta.

¡Gracias!

Hemos recibido tu pregunta y un profesional la estudiará para darte respuesta.

Ha ocurrido un error y no hemos podido enviar tu pregunta, por favor, vuelve a intentarlo más tarde.

Información documentada por:

Mercè Alsina
José Luis Blanco
Núria Borrell
Irene Fuertes

Publicado: 20 de febrero del 2018
Actualizado: 20 de febrero del 2018

Mantente al día sobre esta enfermedad

Suscríbete para recibir información sobre las últimas actualizaciones relacionadas con este contenido.

¡Gracias por tu suscripción!

Comprueba tu bandeja de entrada, recibirás un mail de confirmación.

Ha ocurrido un error y no hemos podido enviar tus datos, por favor, vuelve a intentarlo más tarde.